Entre las ocho más altas antigüedades de la PDI, será elegido el nuevo director general

Tras la renuncia de Sergio Muñoz Yáñez al cargo de director general de la Policía de Investigaciones (PDI), el prefecto general Claudio González Hofstetter (en la imagen), asumió como director interino, mientras se espera la definición que adopte el Presidente Boric durante la semana.

«En los próximos días el Presidente de la República procederá al nombramiento del nuevo director titular de la PDI, procedimiento que también está regulado por la ley nombramiento, el que debe recaer entre las primeras ocho antigüedades de la institución», señaló el subsecretario Manuel Monsalve.

Antigüedades

La Ley Orgánica de la PDI establece que el sucesor de Muñoz debe ser elegido entre las ocho primeras antigüedades de la institución. Los candidatos son:

1. Prefecto general Claudio González Hofstetter: Actual director interino y jefe de la Inspectoría General.

2. Lautaro Arias Berrocal: Subdirector de Investigación Policial y Criminalística.

3. César Cortés Pineda: Subdirector de Desarrollo de Personas.

4. Eduardo Cema Lozano: Subdirector de Administración, Logística e Innovación.

5. Jorge Sánchez Sandoval: Subdirector de Inteligencia, Crimen Organizado y Seguridad Migratoria.

6. Álex Schwarzenberg Ramírez: Jefe de la Región Policial de Los Ríos.

7.-Paulo Contreras Cortés, jefe nacional Antinarcóticos y Contra el Crimen Organizado; y 

8.-Ricardo Gatica Aliaga, jefe Nacional De Educación y Doctrina.

Panorama complejo

A Sergio Muñoz, otrora director general de la Policía de Investigaciones (PDI), se le imputan dos delitos relacionados con revelar secretos en medio de una investigación, lo que sumado a la crisis de seguridad que enfrenta el país, a los allanamientos y el escándalo público; hicieron imposible que Muñoz se mantuviera al frente de la Policía de Investigaciones. El ahora ex director general asumió en junio de 2021, tras ser nombrado por el ex Presidente de la República, Sebastián Piñera, en reemplazo de su predecesor, Héctor Espinosa, quien ya en esos años afrentaba una polémica investigación por delito de fraude al fisco, uso de gastos reservados y lavado de dinero. Este contexto resulta relevante para la causa por la que hoy es investigado, puesto que la orden de entrada y registro en su casa y en sus oficinas de la PDI y además, la sola sospecha y la eventual próxima formalización de delitos debido a que el ex general director de la PDI habría filtrado información relacionada con Héctor Espinosa, al abogado Luis Hermosilla.

Reacciones:

  • Diputada Karen Medina (Partido por la Gente): «Un paso necesario para salvaguardar la imagen de la PDI. Valoro la decisión de Muñoz».
  • Diputado Frank Sauerbaum (RN): «La decisión correcta para proteger la institución. Las graves acusaciones deben investigarse».

Un futuro desafiante:

La elección del nuevo director será crucial para:

  • Restaurar la confianza en la PDI.
  • Enfrentar los desafíos que azotan a la institución.
  • Garantizar la seguridad ciudadana.

El gobierno tiene la responsabilidad de tomar una decisión acertada y sin dilaciones. El futuro de la PDI y la seguridad del país, hoy deteriorada, dependen de aquello.